Inicio HEALTH & LIFESTYLE Los diez efectos de la cafeína en el cuerpo

Los diez efectos de la cafeína en el cuerpo

El café se consume por la gran mayoría de la población mundial a diario

255
consumo café
El consumo de café tiene sus puntos negativos y positivos

El café es una de las bebidas más consumidas del mundo. Son variados los beneficios que se han atribuido a su consumo, pero ¿sabemos realmente como afecta a nuestro organismo?.

Ingerir café ayuda a minimizar el riesgo de ataques al corazón, protege contra la demencia, la diabetes tipo 2 o incluso el cáncer de piel. Pero por otro lado, aumenta la ansiedad, el ardor de estómago y empeora los sofocos menopáusicos.

Sin embargo, el café también contiene una serie de antioxidantes y químicos de las plantas que le dan su característico amargor y olor, así como propiedades saludables.

Todos los estos efectos del café, buenos y malos, se deben en gran parte a la cafeína

Nigel Denby, dietista británico ha explicado que consumir hasta tres tazas al día, probablemente, sea neutral o incluso beneficioso.

Veamos diez efectos en diferentes partes de nuestro organismo que hace el consumo de cafeína.

  • Cerebro: Un consumo moderado de café puede ayudar a reducir el padecimiento de la enfermedad de Alzheimer en un 20%, según un estudio realizado por el Instituto de Información Científica. Según la investigación, se comprobó que las personas que bebían de tres a cinco tazas al día, eran menos propensas a desarrollar ese tipo de demencia. Al parecer, la cafeína ayuda a preveneir la formación de proteínas en el cerebro, relacionadas con el Alzheimer. Cafeína y antioxidantes reducen la inflamación en el cerebro, ayudando a ralentizar el deterioro de las células cerebrales, más especialmente con aquellas que se encuentran en áreas asociadas con la memoria.
  • Manchado de dientes: El doctor Mervyn Druian, dentista y socio del centro Tooth Whitening de Londres dice que se debería beber mucho café negro para manchar los dientes, de cinco a seis tazas diarias. El café mancha los dientes de manera muy superficial, sin llegar a penetrar en el esmalte. Una buena crema dental blanqueadora puede eliminar hasta el 90 por ciento de las manchas dentro de 14 días, dice. Si el esmalte se rompe o daña, es posible que necesite ayuda profesional.
  • Aliento: El café deshidrata la boca, por lo que las células mucosas que recubren el interior se secan, contribuyendo al mal aliento. Se puede solucionar restringiendo el consumo de café, comiendo poco y a menudo para estimular la producción de saliva. Agua potable con café o masticar chicle sin azúcar ayudan a combatir esto.
  • Piel: Según estudios, puede que el café esté vinculado a un menor riesgo de cáncer de piel, gracias a esos antioxidantes, pues lo revela así un informe publicado en 2005. Las personas analizadas, mostraron que aquellas que bebían café, se mostraba un menor riesgo a padecer un melanoma maligno.
  • Huesos: Beber café en exceso puede acelerar la pérdida de hueso. La cafeína hace que los osteoblastos (célular que ayudan a formar el hueso) sean menos eficientes e incluso pueda matarlos, según el estudio publicado en la Revista de Cirugía Ortopédica en 2006. Asimismo, la cafeína acelera la excreción de calcio, conduciendo a la pérdida ósea. Así lo afirma Julia Thomson, una enfermera especialista en la Sociedad Nacional de Osteoporosis, que recomienda no tomar más de tres tazas al día y a poder ser, con leche.
  • Músculos: El café puede dar más energía a los músculos. Investigadores del Instituto Australiano del Deporte encontraron que una sola taza de café ayudó a los atleta a aguantar más que los que bebieron agua. Y es que la cafeína, parece, que ayuda a los músuclos a quemar grasa para obtener energía, un ves que la de los hidratos de carbono se ha agotado. Por otro lado, también ayuda a abrir las vías respiratorias; es químicamente similar a la teofilina, utilizado para tratar el asma.
  • Corazón: Sólo una taza de café puede aumentar la frecuencia cardíaca de 100 latidos por minuto (normalmente es entre 60 y 80). Se puede tardar hasta una hora para volver a la normalidad. También, puede causar que las arterias se contraigan, lo que tiende a aumentar la presión arterial, explica el Dr. Graham Jackson, cardiólogo consultor de Guy y St. Thomas ‘NHS Foundation Trust. Para una persona sana, esto no va a causar efectos negativos, e incluso podría darle un impulso de energía. Por otra parte, un consumo moderado también puede proteger de los ataques al corazón. Sin embargo, para las personas con insuficiencia cardíaca, el café puede poner su corazón bajo mayor presión. Dr. Jackson aconseja en estos casos a dejar de tomar café por completo. Asimismo, las personas con enfermedades del corazón deben evitar el café instantáneo, ya que contiene altos niveles de potasio, que pueden causar cambios peligrosos en el ritmo cardíaco.
  • Riñones: El café es un diurético, estimula los riñones para excretar más líquido, lo que ayuda a miccionar. Si se tiene una unción renal normal, no pasa nada, pero el consumo a largo plazo, puede hacer que la enfermedad renal empeore, ya que la cafeína también es un irritante de la vegija. Las personas con antecedentes de cálculos renales han visto aumentados sus niveles de calcio en la orina después de beber dos tazas de café al día, según un estudio en Estados Unidos en 2004.
  • Diabetes tipo 2: Una investigación estadounidense reciente en la que intervinieron 123.000 personas, revela que aquellos que bebían de tres a cinco tazas de café al día tenían menos riesgo de padecer la enfermedad. No están claras las causa, pero todo apunta a la combinación de antioxidantes y otros nutriente.
  • Cintura: Eligiendo el café sabiamente podría ayudarle a perder peso. «Además de ser prácticamente libre de calorías, el café puede ser un supresor leve del apetito «, dice Nigel Denby. En un estudio reciente encontró que el café verde, hecho de granos de café sin tostar, puede ayudar a la pérdida de peso mediante la reducción de la cantidad de azúcar que absorbe el intestino, y la aceleración de la velocidad a la que el cuerpo quema grasa. Esto se debe a ácido clorogénico, un compuesto en el café.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here