Inicio ECONOMÍA España capta 2.974 millones en la última subasta a medio y largo...

España capta 2.974 millones en la última subasta a medio y largo plazo del año

33
Compartir

Madrid, 5 dic (EFE).- El Tesoro Público español ha dado por cerrada la emisión de deuda a medio y largo plazo de 2018 con la subasta de hoy, en la que ha colocado casi 2.974 millones de euros en bonos a tres y cinco años, y obligaciones a diez, que en todos los casos han salido a un menor interés.

Aunque esta ha sido la última puja de deuda a medio y largo plazo del año, el Tesoro aún volverá a apelar al mercado el próximo 11 de diciembre, en una subasta de letras a tres y nueves meses, que sí será la última prevista en 2018.

Según los datos de la subasta, el Tesoro ha adjudicado hoy 1.146,4 millones de euros en obligaciones a diez años, que se han venido a un interés marginal del 1,465 %, inferior al 1,624 % aplicado en la puja previa.

El Tesoro también ha colocado otros 1.274 millones de euros en bonos a cinco años, a un rendimiento del 0,421 %, también menor que el 0,574 % anterior, y otros 553 millones en bonos a tres años, al 0,027 %, frente al 0,111 % previo.

De esta manera, España salda de forma positiva la última subasta a medio y largo plazo de 2018, ya que aunque estaba prevista otra para el día 13, el Tesoro no la consideraba necesaria, al haber obtenido ya el organismo a estas alturas del año casi toda la liquidez prevista.

Además de reducir el interés, la subasta de hoy se ha saldado con un gran interés por parte de los inversores, ya que han solicitado más de 6.328 millones de euros en deuda.

De esta manera, la ratio de la puja -diferencia entre lo solicitado y lo finalmente demandado- ha sido alta, de 2,1 veces.

El analista de XTB Javier Urones ha destacado que el organismo español ha logrado mejorar la rentabilidad de la deuda subastada, y logra así romper la tendencia de incremento de costes de emisión que se registraba desde hace varios meses.

“El final del programa de compras del Banco Central Europeo (BCE) sigue siendo el principal foco de atención de unos inversores de renta fija que sin embargo, siguen apostando claramente por la deuda española de cara al próximo ejercicio 2019”, ha asegurado.

Además, Urones ha valorado el resultado de la puja teniendo en cuenta la situación de inestabilidad de las Bolsas y en una jornada en la que Wall Street no opera con motivo del funeral de George HW. Bush.

Al otro lado del Atlántico, el mercado de deuda estadounidense sufrió ayer nuevas tensiones tras invertirse la curva de rentabilidades, “algo que en anteriores ocasiones se ha producido cuando se estaba a las puertas de una recesión”, según los analistas de Self Bank.

En el día de ayer, la rentabilidad del bono a tres años (2,83 %) pasó a ser superior que la del bono a cinco años (2,80 %), mientras que el diferencial entre el bono del tesoro americano a 2 y 10 años se estrechó hasta niveles de 2007.

Pese a ello, en la jornada de hoy la rentabilidad de la deuda española a diez años cotiza a la baja, en el entorno del 1,55 %.

Con la subasta de hoy España ha logrado captar 7.059 millones de euros en la semana, ya que ayer colocó otros 4.085,6 millones en letras a seis y doces meses, que aunque en ambos casos volvieron a salir a un interés negativo, éste fue menos negativo que en la subasta previa.

Globalnews10 no vende señales ni recomendaciones, esta información se basa siempre en opiniones de terceros y no constituyen en ningún caso asesoramiento financiero. Cualquier operación realizada por usted será siempre responsabilidad suya.