Inicio EQUIPOGLOBALNEWS10 Casi 50 países están en situación de «hambre grave o alarmante»

Casi 50 países están en situación de «hambre grave o alarmante»

Según el Global Hunger Index, el hambre es grave en 43 países (con una puntuación entre 20 y 34,9) y alarmante en otros cuatro (entre 35 y 49,9).

173
Hambre
Pixabay

La población de 47 países padece una situación de «hambre grave o alarmante»,. Circunstancia que se vuelve extremadamente alarmante en uno de ellos: la República Centroafricana.

Una medida multidimensional del hambre a nivel mundial, regional y nacional

Según señala el Global Hunger Index (Índice Global del Hambre o GHI) presentado este jueves por Ayuda en Acción, el hambre es grave en 43 países (con una puntuación entre 20 y 34,9) y alarmante en otros cuatro (entre 35 y 49,9).

En concreto: en Chad, Madagascar, Yemen y Zambia. El informe precisa que sólo se han analizado 117 países, porque el resto no facilitaron datos. Este es el caso de Burundi, las Comoras, República Democrática del Congo, Eritrea, Libia, Papúa Nueva Guinea, Somalia, Sudán del Sur y Siria.

Datos del informe publicados por Servimedia, desprenden que otros 46 estados disfrutan de una situación de hambre baja (por debajo de 10) y 23 de hambre moderada (entre 10 y 19,9).

Las puntuaciones del GHI se basan en una fórmula que analiza tres dimensiones del hambre

1. La ingesta calórica insuficiente.
2. La desnutrición infantil.
3. La mortalidad infantil.

Para ello, utiliza cuatro indicadores: subalimentación (porcentaje de población con una ingesta calórica insuficiente), emaciación infantil (proporción de niños menores de cinco años que sufren bajo peso para su estatura, lo que revela desnutrición aguda), retraso en el crecimiento infantil (proporción de menores de cinco años con baja estatura para la edad, que refleja desnutrición crónica) y mortalidad infantil (tasa de mortalidad de menores de cinco años).

Regiones

Según el informe, Asia Meridional y África subsahariana presentan las peores puntuaciones regionales en el GHI de 2019, con 29,3 y 28,4, respectivamente. La alta puntuación de Asia meridional se debe a sus altas tasas de desnutrición infantil, con los peores registros del mundo en retraso en el crecimiento y en emaciación infantil, explica Ayuda en Acción.

Por su parte, la alta puntuación regional de África subsahariana es consecuencia de sus tasas de subalimentación y mortalidad infantil. Las más altas del planeta, mientras que la tasa de retraso en el crecimiento infantil es casi tan alta como la de Asia Meriodional. La subalimentación en África subsahariana disminuyó sistemáticamente de 1999-2001 a 2013-2015, pero desde entonces ha vuelto a aumentar.

En cambio, las puntuaciones de Europa del Este y la Comunidad de Estados Independientes, América Latina y Caribe, Asia Oriental, Sudeste Asiático y Oriente Próximo y África del Norte mejoraron mucho durante esta época. Oscilan en 2019 entre 6,6 y 13,3, lo que indica niveles de hambre bajos o moderados.

Sin embargo, algunos países de esas regiones tienen niveles graves o alarmantes de hambre y desnutrición, con tasas de retraso en el crecimiento muy por encima del 30%, que es el umbral en el que se considera, en términos de salud pública, que el retraso es “muy alto”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here