Inicio SOCIEDAD Otra batalla perdida para Juana Rivas

Otra batalla perdida para Juana Rivas

Sus hijos regresan a Italia. Trató de apurar al máximo el plazo para evitar que los menores volvieran con Arcuri al "temer" por ellos.

147
Juana Rivas
Juana Rivas. EFE/Pepe Torres/Archivo

Juana Rivas ha entregado a sus dos hijos de trece y cinco años al padre, Francesco Arcuri, en la localidad italiana de Carloforte (Cerdeña).

La justicia rechaza que permanecieran en España

Tras pasar unos días en España y una vez concluido el periodo en el que los menores podían estar con su madre durante las vacaciones, Rivas ha tenido que despedirse de sus dos hijos.

El abogado de Francesco Arcuri en España, Enrique Zambrano, ha explicado a Efe que la entrega se ha producido con total normalidad tal como estaba estipulado y que todo ha ido bien. 

Esta entrega se produce después de que en los últimos días esta vecina de Maracena (Granada) haya tratado sin éxito de que los menores permanecieran más tiempo en España. Juana solicitó medidas cautelares ante la Audiencia de Granada y a la Junta de Andalucía tras una denuncia que presentó por los supuestos malos tratos del padre hacia sus hijos. 

Según alegó Juana Rivas, el progenitor, además de agredir a los menores, les habría dicho que si en agosto no volvían a Italia, «los buscará para matarlos»

El auto de la sala resolvió el recurso de apelación presentado contra el emitido por el juzgado instructor que declaró la no competencia de jurisdicción española, en el orden penal, sobre la nueva denuncia presentada contra su exmarido por Juana Rivas. Condenada a cinco años de cárcel por dos delitos de sustracción de menores por permanecer un mes en paradero desconocido con sus dos hijos para no entregarlos al padre.

La Audiencia reiteró que no procedía adoptar las medidas cautelares solicitadas por Rivas al carecer de jurisdicción sobre los hechos denunciados, que presuntamente tuvieron lugar en Italia.

Junto a esta vía judicial, Juana Rivas había presentado esta semana una petición a la Junta para que tutelara a sus dos hijos y los mantuviera en un centro de menores para evitar el peligro que a su juicio suponía el regreso de los niños con su padre.

La lucha de Juana por recuperar la custodia de sus hijos

El pasado 22 de julio, Juana Rivas denunció a Arcuri tras acusarlo de delitos de violencia doméstica, lesiones y amenazas de muerte a sus hijos. Esta querella, fue derivada a Italia, ya que los hechos denunciados se habrían cometido en este país. Sin embargo, Rivas recurrió a la Audiencia de Granada y solicitó medidas cautelares «para proteger» a sus hijos. Pero este lunes 13 de agosto, la Sala de Vacaciones de la Audiencia desestimaba su apelación.

A la par, la maracenera solicitó a la Junta de Andalucía que se hiciese cargo de la tutela de los niños. Todo ello para que así no regresaran a Italia. Su petición llegó al punto de que incluso instó a la institución andaluza a que valorase el ingreso de sus hijos en un centro de menores.

Asimismo, el Centro de la Mujer de Maracena solicitó a los Ministerios de Presidencia y de Asuntos exteriores protección para los menores. En concreto, solicitó «las medidas cautelares que, a fecha de hoy, no se han adoptado en España; las cuales permitan la protección de los niños desde el mismo día 15 de agosto, impidiendo la entrega al padre, hasta tanto no se hayan culminado las investigaciones en curso».

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here