Inicio EMPRESA Y TECNOLOGÍA La SEPI asegura que Navantia empezará a fabricar corbetas para Arabia en...

La SEPI asegura que Navantia empezará a fabricar corbetas para Arabia en enero

46
Compartir

Madrid, 7 nov (EFE).- El presidente de la SEPI, Vicente Fernández Guerrero, ha ofrecido hoy “seguridad absoluta” de que el contrato de Navantia para hacer cinco corbetas para la Armada de Arabia Saudí se ejecutará y ha dicho que en enero de 2019 empezará a construirse la primera en los astilleros de la Bahía de Cádiz.

Fernández Guerrero ha comparecido en la Comisión de Industria del Congreso de los Diputados para explicar la situación en la que se encuentra ese contrato, tras las dudas surgidas después de que España destapara su intención de revisar la venta de bombas de precisión al país árabe.

Ha explicado que esta misma semana se ha aportado por parte de las autoridades saudíes la carta de crédito para la puesta en marcha de la construcción de las corbetas, basadas en el modelo Avante 2200, y se ha suscrito la creación de la sociedad conjunta (joint venture) entre las autoridades saudíes, la empresa estatal saudí SAMI (Saudi Arabian Military Industries) y Navantia.

Con ello, el contrato ha entrado en vigor y a partir de enero de 2019 empezará la construcción de la primera de las corbetas, que Navantia tiene que entregar dentro de 35 meses desde la entrada en vigor del contrato, es decir en octubre de 2021, y el resto con una cadencia de cuatro meses, estando previsto que el último buque se acabe de construir en 2022.

El presidente de la SEPI ha explicado que Navantia ya ha definido las necesidades de compra de material para cumplir con la planificación en plazo y ha afirmado que este contrato para la construcción y mantenimiento de cinco corbetas para Arabia Saudí es un “elemento cuantitativo y cualitativo para la sostenibilidad económica, técnica e industrial de Navantia”.

En este sentido, ha señalado que beneficiará al conjunto de las factorías de Navantia -las de la Bahía de Cádiz, la de la dársena de Cartagena (Murcia) y a los astilleros de Ferrol (La Coruña)-, pues estos últimos fabricarán componentes como motores.

El contrato incluye también labores de apoyo en el ciclo de vida de las corbetas, para lo cual Navantia abrirá una oficina con 40 técnicos en Jeddah, en el Mar Rojo.

El presidente de la SEPI ha recalcado que el contrato de las corbetas, que asciende a 1.813 millones de euros, es el mayor en la historia de los astilleros españoles con un cliente extranjero y “consolida la posición de Navantia en Oriente Medio”.

Ha añadido que el contrato va a permitir mantener 6.000 empleos anuales durante cinco años, de los que más de 1.100 serán directos de Navantia, 1.800 de industria auxiliar y 3.000 inducidos en la cadena de suministradores.

De esos 6.000 empleos, 3.250 corresponderán a Cádiz y 2.320 en la unidad de sistemas de San Fernando (Cádiz), poco menos de 350 a Cartagena y 53 empleos a Ferrol.

Fernández Guerrero ha señalado que se invertirán más de 7 millones de horas de trabajo en la construcción de un modelo de corbeta, en la que más del 80 % de la tecnología será aportada por la industria española.

También ha dicho que la sociedad conjunta con SAMI supone una “oportunidad excepcional” para que Navantia coloque sus sistemas integrados en Arabia Saudí y su zona de influencia, y abre nuevas oportunidades de negocio.

Ha afirmado, asimismo, que el núcleo industrial de Navantia se basa en la seguridad y defensa nacional, y que proyectos como la construcción civil de buques o estructuras para proyectos eólicos marinos, como los parques Wikinger e East Anglia One, de Iberdrola, complementan esa “función principal”.

Globalnews10 no vende señales ni recomendaciones, esta información se basa siempre en opiniones de terceros y no constituyen en ningún caso asesoramiento financiero. Cualquier operación realizada por usted será siempre responsabilidad suya.