Inicio HEALTH & LIFESTYLE El otoño deja los árboles pelados y a muchas personas tristes y...

El otoño deja los árboles pelados y a muchas personas tristes y decaídas

104
Otoño
Personas paseando por un parque en Otoño./Foto: Pixabay

La estación del otoño significa para muchos la vuelta a la rutina. Los días de sol, playa y calor se terminan, y con ello llega para muchos el desplome de los ánimos.

Estos síntomas se conocen como el Trastorno Afectivo Estacional, suele aparecer con la llegada del otoño y afectan fundamentalmente a mujeres, jóvenes y personas alejadas del ecuador.

En un principio se conocía como «Winter Blues» y ha sido descrito como una entidad diagnóstica propia en la última clasificación de enfermedades mentales.

Una reducción de la energía y mal humor

Un especialista en psiquiatría, el doctor Fernández explica mucho más sobre este trastorno.

El trastorno afectivo estacional se presenta como alteraciones del humor similares a las que se producen en la depresión: tristeza, irritabilidad, anhedonia, dificultades en la concentración…

Normalmente se inicia en otoño-invierno y se resuelven con la llegada de la primavera. El doctor explica que incluye los síntomas atípicos de la depresión: aumento del apetito, hipersomnia y aumento de peso.

La diferencia con otros trastornos no es la forma de presentación, sino el tiempo de presentación.

Así afecta de manera interna a nuestro organismo el trastorno del otoño

Un teoría dice que se da una alteración de la melatonina. Dicha hormona se relaciona con las horas de luz mediante receptores que provienen directamente de la retina y estimulándose ante la falta de luz.

Esta alteración o incremento en la secreción de la melatonina es el origen de los síntomas del TAE.

Para combatirlo es necesario plantear un tratamiento de fototerapia, que consiste en poner luz en la vida del afectado, comenta el especialista.

También se habla de que puede darse la disminución de serotonina y triptófano, marcada por un patrón estacional, siendo la serotonina un neurotransmisor implicado en la mayor parte de los trastornos depresivos.

Esta teoría explicaría la mayor apetencia por carbohidratos y por tanto las alteraciones del peso.

Melatonina y horas de luz

«La melatonina es una hormona que se está estudiando en numerosas enfermedades, desde los trastornos del espectro autista hasta la enfermedad de Parkinson», comenta el Dr. Fernández.

Parece que dicha hormona juega un papel fundamental en este trastorno estacional, el cual es más frecuente en los países nórdicos, donde las horas de luz se llegan a limitar a 6 horas al día.

La distribución geográfica de este trastorno depende también de la polución, la nubosidad o la escasez de luz que se puede dar en grandes ciudades.

A este punto, el doctor resalta que algunos estudios han determinado, al distribuir por edades, que los ancianos institucionalizados suelen estar expuestos a menores niveles de luz por las características propias de las residencias y por salir menos a la calle.

En algunos países nórdicos se están empleando luces artificiales para simular un amanecer que engañe al cerebro

Muchos se han preguntado si el TAE es lo mismo que la astenia, pero no. Las astenia no es una enfermedad, sino un cuadro no patológico que aparece fundamentalmente en primavera.

Es probables que los mecanismo que producen la astenia sean los mismos que los del TAE.

Estos son los cambios de estación a través de la melatonina.

El doctor Fernández explica que «cuando hay un cuadro patológico detrás, como es el caso del Trastorno Afectivo Estacional, afecta de una forma más grave».

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here