Inicio CULTURA Y OCIO «Se vende ático»: una década de teatro inclusivo

«Se vende ático»: una década de teatro inclusivo

Actores con y sin discapacidad celebran el décimo aniversario del teatro adaptado de la compañía Blanca Marsillach y la Fundación Repsol, con la interpretación de la obra 'Se vende ático'.

105
Se vende ático teatro discapacidad
Xabier Olza, Miriam Fernández, Blanca Marsillach, António Calçada da Sá, Daniel Olías, Emilio Guiterrez Caba, Adela Estévez (Foto: Varela Producciones )

Sobre las tablas de la Casa de Vacas del parque El Retiro (Madrid) se encuentra el actor Emilio Gutiérrez Caba. Con el guión en la mano, protagoniza una divertida escena de «Se vende ático«, la obra con la que el director Adolfo Marsillach (1928-2002) ganó el Premio de Novela Espasa Humor, en 1995.

Junto a Gutiérrez Caba, la actriz Miriam Fernández y el actor Daniel Olías acompañan sus palabras.

Diez años de teatro adaptado de la Compañía de Blanca Marsillach y Fundación Repsol

Una iniciativa que demuestra cómo la parálisis cerebral de Miriam y el Síndrome de Williams que sufre Daniel no son un impedimento para subirse a un escenario.

«Representamos a personas de la vida misma, con sus conflictos. Lo bonito de esta representación es ver que la discapacidad pasa a un segundo plano, deja de tener el protagonismo», explica la actriz que, al filo del lema de la compañía Diversidad a escena, asegura que «no hay que quedarse en la barrera sino aprender de la diferencia» y que «en vez de integrar, hay que convivir».

Porque, como asegura el actor Gutiérrez Caba, «en el mundo del teatro existe la imaginación y eso no tiene fronteras ni formas de ser: es o no es».

El teatro que derriba las barreras de la discapacidad

Este es ya el quinto año consecutivo en el que actores profesionales con y sin discapacidad han compartido las tablas de la mano de Varela producciones (Compañía de Teatro de Blanca Marsillach), que en el año 2010 se inició con el primer programa de teatro adaptado.

Centenares de personas se han beneficiado de este proyecto para personas con discapacidad, que fomenta la integración de este colectivo a través de la cultura.

«No existe una discapacidad, están los personajes y somos nosotros los que la vemos y eso es lo que hay que normalizar», explicó Blanca.

Desde la Fundación Repsol buscan reivindicar el papel profesional de las personas con discapacidad en el mundo de la interpretación.

El teatro que comenzó en Madrid ha logrado ampliarse a otras ciudades españolas como Tarragona, Bilbao, Cartagena y A Coruña.

Se vende Ático, de Adolfo Marsillach, trata sobre un matrimonio roto

Tras superar el episodio, comienza dos nuevas relaciones. Sin embargo, los antiguos amanten recuperan una complicidad que desata los celos en sus nuevas parejas, cada vez más parecidas, en sus manías, a las viejas. 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here